HOY: Las excusas de bar

(INTERIOR, NOCHE, CAFÉ EN “LA AFRICANA”*)

PRISCILA*: -Como decía Napoleón, “Divide y reinarás”
NACHO*: -No, Maquiavelo...
P.: -Bué, sí, pero Napoleón lo repitió.


Rememorad teorías improvisadas al tuntún y veréis que un bar es el escenario de las más abominables y descabelladas. No es casual que el paradigma de bar televisivo haya sido un programa de Sofovich donde se defendía al extravagantísimo Modelo del Derrame.

La excusa de café es el nombre vulgar de la hipótesis ad-hoc, o la magia del “si no la gano, la empato”. Y en eso, Priscila cantó pri. De seguir así tiene un gran porvenir en la abogacía o en una consultora. El futuro le depara vacantes en el Senado, campeonazgos de truco y celdas en Ezeiza. Pero ella quiere ser periodista. Será una profesional objetiva a la caza de la Verdad; sino, trabajará en Clarín.

Vito*, otro amigo vinculado al periodismo, tiene la mala costumbre de generalizar. Y si te quejás, se excusa diciendo que un porteño en un bar está autorizado a afirmar cualquier cosa. Por caso: Todos sabemos lo que busca una minita que usa minifalda con 17°C, Nadie planea tener hijos trabajando en Garbarino o El fútbol está todo arreglado. (Nótese el abuso del término absoluto “TODO”. Deducimos que la AFA recauda a lo pavote arreglando solteros contra casados, seguro que la nueva casa de Grondona en Pinamar vino de ahí.)

Lo del fútbol fue devastador, como si me dijeran de nuevo que los Reyes no existen. Y eso que nunca me lo dijeron, me di cuenta solita cuando escuché a mi mami diciendo que iba a poner detergente en la palangana con agua para simular baba de camello.
De estar en un bar, hallaría una excusa para explicar que mamá es fanática de las mise-en-scène porque salió a mí.


(*) “La Africana” es el nombre falso de una pizzería que lleva el gentilicio de otro continente. No sé por qué se lo cambié.
(*) Priscila es el nombre falso de una amiga; si le dejo el verdadero no me enseña más a ganar al brigde.
(*) Nacho es el nombre falso de un amigo, si no se lo cambio no me convida pastafrola casera. Como verán, mi amistad es desinteresada y altruista.
(*) Vito es el nombre falso de un amigo que si le dejo el verdadero, dejo asimismo el mundo de los vivos.

6 comentarios:

La Criatura dijo...

Pero los reyes sí que existen, andá a europa andá.
Y los magos también, no porque vengan estos ignorantes refutadores de leyendas voy a creer que no existen, sí que existen, si lo dice mi mamá, existen.

eXistenZ

¿babas de camello? lo booblé, y es un postre portugues... ¿?

¿y qué pasa con los que trabajan en fr*vega? ¿también son estériles?
qué quedará para los empleados de fal*bella entonces...

¿divide y reinaras lo dijo maquiavelo? estaba seguro que había sido Paenza.

-Pirlusa de la Sapinonda- dijo...

Querida Criatura:
1) Le haré caso y el próximo post versará sobre las Europas.
2) Claro, ¿no lo vio al Mago Emmanuel? Bueno, pensándolo bien, si uno lo ve, duda mucho de la Magia.
3) Mi madre nos hacía creer de pequeños que los Reyes entraban con camello y todo, a la mañana siguiente estaban los muebles dados vuelta y cosas en el piso. Lo de la baba fue algo que luego se repitió. Intuyo que le debemos al buen tino de mi padre el que no hayamos amanecido entre bosta de vaca para hacer más vívida la cuestión camellística.
4) En este sencillo acto me desvinculo completamente de los dichos de mis amigos.
5) Tal vez Maquiavelo lo repitió de otro, si tuviera notebook podría estar en un bar y mandar fruta tranquila, pero no.

Matías dijo...

Qué grande tu vieja con la baba de camello!

(Aclaración: el texto que ud. está a punto de leer deja bastante mal parado a mi padre. Tenga a bien apiadarse de él, es un buen hombre a pesar de todo.) Me hizo acordar a mi viejo que nos hacía dejarles agua y pasto a los camellos y una birra con tres vasos a los reyes (posta, lo juro por Baltazar). Supongo que sería un aliciente para levantarse a las tres de la matina a dejar los presentes.

Saludos!

(Gracias por los consejos, serán seguidos al pie de la letra!)

La Criatura dijo...

Espero entonces los versos de la europa, de la familia real pirlusa viajando en trenes.

Y que el mago emanuel esté casado con esa rubia hace que vuelva a creer en la magia.

-Pirlusa de la Sapinonda- dijo...

Matías: ya me caía bien tu papá por ser de Racing, ahora encima me entero que cambiaba la versión yanki de la leche con galletas para Santa Clós por una birra fría para los Reyes. Sos hijo de un prócer.

Criatura: me desdigo y postergo el post sobre las europas; necesito procesarlo y quitarle la pátina de ostentación que puede llegar a tener, voy a hacer foco en que dormíamos en los trenes y no ingerimos comida caliente en tres semanas, exceptuando un pancho bajo la torre Eiffel.
PD: No tenía idea de que Emmanuel estuviera casado...qué desilusión, en fin, esperaré a que se divorcie para declarármele.

Nauta Cousteau dijo...

ahhh!! que buenas las mesas de bar. Una cosa que he notado en otras ciudades es que se acostumbra mucha mas que en Santa Fe a tomar cafe, es que en la ciudadcervecera a cierta hora pinta el Liso (vaso de cerveza de barril) y ya no es la cafeína la que aporta sus soldados a la blableta general sino las pícaras y burbujeantes mieles de la cebada macerada que provoca también altas teorías e inescrupulosas afirmaciones.